Santo Tome Corrientes Noticias

Lo que no se vio del debate: el huracán Carrió, las caras de Macri, veto a Lubertino y euforia K

El debate que protagonizaron Horacio Rodríguez Larreta, Martín Lousteau y Mariano Recalde fue sin dudas el más tenso cruce de candidatos a jefe de Gobierno que se haya desarrollado en los estudios de "A dos voces" en toda su historia.

Los hombes del PRO, ECO y el FpV se dijeron de todo, discutieron, se chicanearon y, por momentos, hablaron de sus propuestas.

Mirá la FOTOGALERÍA en HD

Detrás de cámara, hubo todo un universo que la televisión no mostró pero fue igual de jugoso. Repletos de personajes, situaciones insólitas y detalles de color. Esto es lo que no se vio del Debate Capital.

El huracán “Lilita”. Como nunca antes, el debate de “A dos voces” contó con tres presidenciables en el estudio, pero sólo dos se quedaron a ver la discusión: Ernesto Sanz, que llegó acompañado de su vice Lucas Llach; y Mauricio Macri, que hizo lo propio, con Gabriela Michetti. Pero también dijo presente Elisa Carrió, que fue un verdadero torbellino que revolucionó el estudio. Ingresó apurada, cuando los tres candidatos a jefe de Gobierno entraban, y los saludó.

Luego desfiló frente a la tribuna de La Cámpora sin siquiera voltear para ver algún rostro conocido. La tensión del momento se cortaba con un suspiro. “Lilita” caminó y se abrazó con Ernesto Sanz, con dirigentes de ECO, como Fernando Sánchez y Maxi Ferraro, y varios miembros del PRO.
“Soy la garante de la unidad de este espacio, no quiero generar tensiones, me voy”, avisó en su raudo paso por el canal. Tras cinco minutos de saludos, charlas y chistes irónicos, la presidenciable buscó la salida. En su camino se encontró con un periodista al que conoce desde su primera campaña presidencial, que alguna vez cantó ópera con ella en un avión y ahora cubre macrismo. “Mi vida, mi tesoro, te me hiciste del PRO, pero vos seguís siendo mío, mío”, gritó mirando a los funcionarios porteños. El periodista, ni lerdo ni perezoso, le retrucó: “¡Si vos también estás con el PRO!”. Como siempre, “Lilita” dio la nota.

Lubertino, vedada por los K. Otra escena insólita se vivió cuando en la puerta de Canal 13 se apersonó María José Lubertino. Siempre presente en cuanto acto oficialista haya, reclamó ingresar al debate, pero no estaba en la lista de 20 invitados que cada agrupación tenía.
Es más, desde el equipo de Recalde pidieron, expresamente, que no la dejen entrar. “Nosotros no la invitamos”, explicaron. La ex legisladora hizo un escándalo y amenazó con llamar a uno de los conductores. Nada de eso pasó y “La Luber” se quedó con las ganas de colarse al debate en TN. Su propio espacio la vetó de la tribuna.

Las caras de Mauricio y Gabriela. La fórmula presidencial del PRO estuvo en la tribuna y si bien no dijeron nada, sus caras hablaron por ellos. Apenas se sentó, Macri puso el rictus serio y siguió los pormenores del debate, que iba comentando con Marcos Peña, su “vice que no fue”. Se rió siempre de las embestidas de Recalde contra Larreta y, en particular, estalló de risa cuando le dijo “ustedes compraron chatarra”, en referencia a los coches de subte.

Copyright © 2011 Pack Periódico. Todos los derechos reservados. Hosting Joomla Web Empresa

Top Desktop version